Shang-Chi y la leyenda de los diez anillos: una épica diferente en el cine de superhéroes

Escrito el 6 septiembre, 2021 @la_loulu

Disponible en:

Director: Destin Daniel Cretton.

Intérpretes: Simu Liu, Awkwafina, Tony Leung, Florian Munteanu, Benedict Wong, Michelle Yeoh, Ben Kingsley.

Duración: 132 minutos.

País: Estados Unidos.

Palomómetro:

Más información de la película: https://m.imdb.com/title/tt9376612/

Las virtudes de Shang-Chi y leyenda de los diez anillos
Shang-Chi y leyenda de los diez anillos. Walt Disney Pictures. 2021.

Shang-Chi y leyenda de los diez anillos es la primera película de Marvel Studios, propiedad del gigante Disney, que se estrena exclusivamente en cines durante la pandemia, luego del modelo híbrido de estreno en salas y Disney+ que se realizó con Black Widow y Cruella. Dirigida por Destin Daniel Cretton (Short Term12, 2013; Just Mercy, 2019), Shang-Chi y leyenda de los diez anillos nos ubica en un prefacio en medio de una historia épica que incluye el poderoso elemento de los 10 anillos y la presencia imponente de Xu Wenwu (Tony Leung), quien será clave para la historia.

Pronto pasamos a la ciudad de San Francisco y nos ubicamos temporalmente después de los eventos de Avengers: Endgame (Joe y Anthony Russo, 2019), en donde Shaun (Simu Liu) y Katy (Awkwafina) viven una vida despreocupada hasta que el pasado de Shaun irrumpe violentamente. Este incidente lo obliga a revelar su identidad como Shang Chi, heredero de una tradición legendaria de artes marciales, la cual debe proteger.

En este punto es inevitable mencionar las artes marciales en el cine de Hollywood, las cuales llegaron por medio de Enter the Dragon (Robert Clouse, 1973) y la figura icónica de Bruce Lee, quien generó un halo de majestuosidad y misterio alrededor del kung-fu. Con el tiempo, Jackie Chan se convertiría en un referente en el panorama hollywoodense con cintas como Rush Hour (Brett Ratner, 1998) y Shanghai Noon (Tom Dey, 2000). También se debe mencionar Crouching Tiger, Hidden Dragon de Ang Lee (2000), cinta ambiciosa hablada en chino mandarín que, con una trama dramática, incluyó peleas de artes marciales estéticamente audaces que cautivaron a Hollywood y al mundo entero.

Las virtudes de Shang-Chi y leyenda de los diez anillos
Shang-Chi y leyenda de los diez anillos. Walt Disney Pictures. 2021.

Shang-Chi y leyenda de los diez anillos contó con los coordinadores de acrobacias Andy Cheng y Brad Allan, quienes trabajaron previamente con Jackie Chan. De hecho, la cinta está dedicada a Allan, quien falleció repentinamente hace unas semanas. El trabajo de ambos es notable en las secuencias de acción.

Está claro que Marvel no intentó darle un aire hollywoodense al kung-fu de la cinta, sino respetar su origen. Shang-Chi y leyenda de los diez anillos balancea las claves del cine de artes marciales, secuencias de acción y propuestas visuales bien logradas. El espectador puede seguir un ritmo ágil de acción sin perder lo que sucede en la historia.

Considerando que la carrera de Creton ha estado enfocada en el drama, el director se enfoca en elementos que usualmente se descuidan en el “cine de superhéroes”, incluyendo la reafirmación de la individualidad del protagonista sobre el legado y responsabilidad que caen sobre sus poderes. Creton también muestra la violencia de forma efectiva, pero no grotesca; más sutil que obvia.

En ese sentido se debe mencionar a Tony Leung, cuya actuación es unas de las cosas más destacadas de la película. La composición de su personaje se hace con base en la idea de un ser dañado por la ira, miedo, dolor y culpa. Su simple presencia genera sentimientos que oscilan entre la repulsión, miedo y fascinación, sin necesidad de artilugios o poderes.

Shang-Chi y leyenda de los diez anillos
Shang-Chi y leyenda de los diez anillos. Walt Disney Pictures. 2021.

Entre otras virtudes tenemos el uso del idioma sin los acentos exagerados que Hollywood ridiculizó por años en cintas de artes marciales, lo que hace orgánica la experiencia de estos personajes dentro de una comunidad fundada fuertemente en el legado y la herencia cultural.

La fotografía de William Pope (Baby Driver, 2017) también destaca, quien se aleja de la opacidad que rodea a casi todas las cintas del MCU. Aquí tenemos imágenes llamativas e imponentes que dejan lucir las secuencias de acción y que ayudan a imprimir las sensaciones sobre la leyenda que rodea a estos personajes y sus historias.

Con todas sus virtudes, Shang-Chi y leyenda de los diez anillos cae en un lugar común del cine de superhéroes: el exceso de explicaciones, brindando justificaciones repetitivas y constantes, quitándole ritmo a una historia que en sí misma tiene mucho potencial dramático. También se nota que todos los personajes se sienten como secundarios, incluyendo al propio Shang Chi y que, a excepción del villano, no parece que tienen un arco más allá de momentos específicos de epifanía que son más de forma que de fondo.

Las virtudes de Shang-Chi y leyenda de los diez anillos ofrecen una película disfrutable y con momentos destacados de acción y adrenalina, que se pueden eclipsar por sus altibajos. Estamos frente una cinta llamativa y entretenida, no solo para los fanáticos del cine de superhéroes, sino para los seguidores del cine de artes marciales, disciplina que se aborda con una visión alejada de los clichés de Hollywood.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Palomita de maíz participa en el Programa de Afiliados de Amazon, diseñado para que el sitio gane comisiones a través de enlaces con Amazon. Esto significa que cuando compren alguna película, serie de televisión o libro en Amazon a través de los enlaces establecidos en el sitio, Palomita recibirá un porcentaje del precio ese producto.

Suscríbete para recibir las últimas noticias, reseñas, estrenos y especiales.