Palomita de maíz

– Sitio independiente de cine y TV.

Gaucho Gaucho (Sundance 2024): las tradiciones vivas

Escrito el 25 enero, 2024 @bmo985

Sección: U.S. Documentary Competition.

Dirección: Michael Dweck y Gregory Kershaw.

Países: Estados Unidos, Argentina.

Palomómetro:

Más información de la película: https://festival.sundance.org/program/film/656a05edfac9f47586c04552

Gaucho Gaucho. Dirs. Michael Dweck y Gregory Kershaw. 2024. Cortesía: Festival de Sundance 2024.

Una comunidad rural, sus tradiciones y futuro son los temas centrales de Gaucho Gaucho, documental dirigido por Michael Dweck y Gregory Kershaw. Contrario a lo que uno podría intuir al mirar la temática, Gaucho Gaucho no retrata una cultura moribunda o en peligro de extinción, más bien captura su vivacidad.

Filmada en blanco y negro, todo el filme se antoja como una exposición en galería fotográfica que ha cobrado vida. La composición de los planos, con la cámara situada a una baja altura y con lentes de gran anchura, fotografía a los habitantes de tres poblados en la provincia norteña de Salta, Argentina en su trajín diario entre pastizales, ganado vacuno y espectáculos de rodeo. El diseño de planos es preciosista y preciso; sobrio, pero grandilocuente.

Movimientos de cámara que siguen a jinetes se mueven de un lado a otro o bien por delante de estos, por lo que, en ocasiones, sentimos que estamos viendo un viejo wéstern de John Ford. Mucho del espíritu de aquel director hallamos en el horizonte salteño: grandes planicies abiertas, cañones hondos, hombres curtidos por el sol haciendo su trabajo. Dweck y Kershaw, al igual que Ford, demuestran sus intereses sociológicos al capturar la vida de diferentes personajes en estas comunidades: dos niños que exploran, juegan y acampan en los pastizales; un anciano ganadero que discute con quien se deje sobre el apetito cada vez más voraz y atrevido de los cóndores que sobrevuelan la región; un viejo barbudo que rememora – o más bien saborea – sus recuerdos e imparte sabiduría a los más jóvenes (“un gaucho es igual a otro gaucho y solo entonces se pueden enfrentar”); un padre que educa a su pequeño sobre los elementos básicos de un jinete gaucho que se precie de serlo; una jovencita que decide convertirse en domadora de caballos, de cuyo rostro expresivo y sonriente la cámara no se aburre y quien mejor representa la jovialidad soñadora y práctica de la cultura gaucha actual.

Con esta obra, he recordado el documental mexicano Temporada de campo (Isabel Vaca, 2022), el cual seguía a un par de niños que pasaban el verano trabajando entre vacas, toros y caballos. Encuentro una sensación similar en Gaucho Gaucho porque retrata la determinación de un puñado de jóvenes para continuar su labor en el campo, pero no porque estén condenados a ello, sino porque tienen la convicción, a pesar de su corta edad, de que eso es lo que aman.

En Gaucho Gaucho se establece el vínculo entre distintas generaciones. Estas conexiones, entre padres e hijos (e hijas) que con gusto pasan y reciben la información necesaria para la vida en el campo, que enseñan y aprenden a estar orgullosos de una cultura, son uno de sus pilares. El resultado provoca un optimismo intoxicante y un asombro constante ante las imágenes que, aunque artificiosas, tienen una potencia humanista y simbólica.

Este documental es una narración bucólica, pero no nostálgica; un tanto idealizante, es cierto, pues no profundiza en su estudio de la región, tanto económica como sociológicamente; y muy clásica, pues no se incluye a sí mismo en la narrativa y esta se articula a partir del artificio de que lo que estamos viendo es una ventana hacia otra realidad. Aun así, solo puedo imaginar cómo debe verse en una pantalla de cine (esta cobertura es remota y en línea) con cada plano tan apabullante como el anterior. Por eso, estoy dispuesto a dejar pasar estas consideraciones. Si un documental me hace pensar “¡Ah, el cine! ¡Ah, la vida!”, creo que no es descabellado hacerlo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Palomita de maíz participa en el Programa de Afiliados de Amazon, diseñado para que el sitio gane comisiones a través de enlaces con Amazon. Esto significa que cuando compren alguna película, serie de televisión o libro en Amazon a través de los enlaces establecidos en el sitio, Palomita recibirá un porcentaje del precio ese producto.