Palomita de maíz

– Sitio independiente de cine y TV.

El escuadrón suicida: el humor incontenible de James Gunn

Escrito el 11 agosto, 2021 @Medichiello

Disponible en: cines. Próximamente en HBO Max.

Dirección: James Gunn.

Guion: James Gunn.

Elenco: Margot Robbie, Idris Elba, John Cena, Daniela Melchior, Joel Kinnaman, Sylvester Stallone, David Dastmalchian, Viola Davis, Peter Capaldi, Juan Diego Botto, Michael Rooker, Jai Courtney, Alice Braga, Pete Davidson, Nathan Fillion, Taika Waititi, Sean Gunn.

País: Estados Unidos.

Palomómetro:

Más información de la película: https://www.imdb.com/title/tt6334354/

El escuadrón suicida. 2021. Warner Bros.

Recuerdo escuchar a alguien decir que, en los cómics, Marvel es una editorial de momentos e imágenes poderosas, mientras que DC es una editorial de historias impresionantes. Como lector casual de cómics, no puedo corroborar esta afirmación, pero sí puedo extrapolarla a las películas. En este medio, algo no termina de cuajar en las historias del Universo extendido de DC (DCEU). Más bien se ha posicionado en el lado contrario de Marvel en cuanto a la calidad de sus historias y ejecución, pero se alza con momentos determinados que se quedan grabados en la mente.

Con el Escuadrón Suicida, la secuela de la cinta de 2016 de David Ayer, James Gunn pretende continuar su racha en el cine de superhéroes, ahora en el DCEU y no en Marvel.

Amanda Waller (Viola Davis) vuelve a reunir al grupo famoso de villanos para salvar al planeta por enésima vez, compuesto por muchos y nuevos integrantes, y liderados por Bloodsport (Idris Elba) y Rick Flag (Joel Kinnaman). La misión del equipo será infiltrarse en una isla latinoamericana llamada Corto Maltese y destruir Jotunheim, un centro de investigación científica en la que el proyecto extraterrestre Starfish es potencialmente catastrófico para los estadounidenses.

Tras la eterna polémica de Ayer y su horrible Escuadrón Suicida, Gunn parecía traer la película definitiva sobre este grupo de supervillanos, teniendo un control creativo total y viniendo con la gran referencia de Guardianes de la Galaxia Vol I y Vol II. Los avances evidenciaban una película divertida, refrescante y emotiva, lista para convertirse en el filme del verano y uno de referencia en el cine de superhéroes.

El escuadrón suicida. 2021. Warner Bros.

Es imposible no comparar las versiones de Ayer y Gunn, y, al fin, no hay mucha diferencia entre ambas. Sus estructuras son idénticas, para lo bueno y malo, incluyendo sus veinte minutos o más introduciendo personajes. Su mayor diferencia se encuentra en la libertad de Gunn a la hora de rodar la película, aunque solo haya servido para añadir bromas de niños pequeños y mucha sangre.

Éste es el camino por seguir en DC: dar libertad creativa a los directores como James Wan en Aquaman o Cathy Yan en Birds of Prey. Aunque El escuadrón suicida no me haya convencido, con esta dinámica surgen las mejores películas. Si no ha sido en esta ocasión, será en la siguiente.

El escuadrón suicida es la nada absoluta que no es buena ni mala y que aporta poco. Presume de ser divertida y refrescante sin serlo, siguiendo la estela de películas mediocres del DCEU. Mantiene un tono cómico y, gracias a su fotografía, parece que el espectador está leyendo un cómic. Al explorar brevemente a Harley Quinn (Margot Robbie), la convierte en lo mejor de la película y DC.

Quinn, bien conocida por sus delirios e inestabilidad emocional, es el alma de la cinta. Sus escenas engrandecen la historia y su realización derrocha buen gusto, ingenio y admiración por el personaje. En los tráileres puede verse una escena en la que salen flores coloridas mientras lucha. En el filme, esta secuencia crea una fuerza única alrededor del personaje que nos lleva a sus delirios, dolor y deseo constante de ser feliz pese a todo lo que pasa a su alrededor.

El escuadrón suicida. 2021. Warner Bros.

Si Quinn desapareciera del montaje, la película no se sostendría por ningún lado. En su primera mitad y, gran parte de la segunda, Gunn se divierte matando a sus personajes y metiéndolos en situaciones cómicas, olvidándose de contar una historia. El resto de metraje se olvida de la comedia para presentar escenas de acción entretenidas, pero sin más propósito que lucir al villano Starro. Para aparentar seriedad, se añade una trama política de fondo donde a priori parece posicionarse en contra de Estados Unidos y hacer crítica al país, pero acaba quedándose en nada y rozando lo inmoral.

Los actores están geniales y sus personajes son interesantes, pero no se ahonda en ellos. El escuadrón suicida roza la superficie de su potencial y acaban en el olvido.

Termino pensando en que me gusta más el James Gunn contenido de Marvel, donde le da fuerza visual a la narrativa mediante las emociones, y donde se dedica a contar una historia y ofrecer imágenes para el recuerdo, y no al desatado que cree que hacer una película para adultos es poner mucha sangre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Palomita de maíz participa en el Programa de Afiliados de Amazon, diseñado para que el sitio gane comisiones a través de enlaces con Amazon. Esto significa que cuando compren alguna película, serie de televisión o libro en Amazon a través de los enlaces establecidos en el sitio, Palomita recibirá un porcentaje del precio ese producto.

Suscríbete para recibir las últimas noticias, reseñas, estrenos y especiales.